Archivo de la etiqueta: aceitunas

Pastel de Choclos

IMG_0660

 

Preámbulo

Un clásico de clásicos de la cocina chilena. Es uno de los pocos platos que a mi entender són típicos de nuestra patria; otros se encuentran en distintos lugares de latinoamérica cada uno con su sabor autóctono claro esta. Las empanadas, porotos, cazuelas todos tienen raíces comúnes.

Para aquellos que les gusta la preparación rápida, esto no es una receta para Uds. pero si se la pueden hacer llegar a alguien que si lo prepare (porque es definitívamente delicioso).

Ingredientes (para tres platos como los de la foto)

  • 3 Choclos chocleros (lamentablemente no sirve otro tipo).
  • 1/2 litro de leche entera
  • 1 taza de azucar
  • 70 grs me tantequillas
  • 1 rama de albahaca lavada y sin sus raices
  • 3 huevos duros
  • 6 aceitunas
  • 1 taza de té
  • 4 tazas de carne de res molida o picada
  • 4 tazas de cebolla blanca picada en cubitos
  • Sal, pimienta, comino y ají de color a gusto

Primero el pino este platillo tiene un pino que va coronado con el huevo y las aceitunas, finalmente va todo cubierto en la pasta de choclo que explicare a continuación. El pino se debe preparar con anterioridad, y dejar reposar al menos unas dos horas para que los sabores se impregnen y baje su temperatura.

Agregamos la cebolla, carne y un chorro de aceite de oliva, freimos hasta que se evaporen todos sus jugos (notarán al fondo de la hoya que el aceite agregado vuelve a tomar su color original). Luego agregamos la taza de té y dejamos reducir hasta nuestro gusto (hay gente que le gusta mas jugoso y otros mas espeso. Una vez realizado esto agregamos los aliños y probamos para ir rectificando (Sal, pimienta, comino y ají de color). Reservamos.

La parte más importante… un buen pastel de choclo necesariamente como su nombre lo indica requiere de una pasta de choclo óptima, de lo contrario aun cuando hagamos el pino de filete de res no lograremos el sabor deseado. Pongan atención:

  • En una licuadora agregar, leche, azucar choclo desgranado y sal a gusto (una cdta. bastaría); licuar entre 10 y 30 segundos (dependiendo de cuanta textura quieran agregar al pastel, si les gusta con los granos mas enteros o mas molidos, en lo particular a mi me gusta bien molido.
  • Transferir el licuado a una cacerola anti adherente y agregar la mantequilla y albahaca, porner a fuego medio y revolver constantemente hasta que el choclo este cocido (vayan probando con una cucharita para rectificar el dulce y salado según su gusto). Aquí hay otro gusto personal y es que tan espeso queremos nuestro pastel. Mientras mas lo cocinemos mas espeso irá quedando. Retirar la rama de albahaca y reservar.
  • Para armar cada platillo disponemos una capa de pino (previamente reservado) agregamos dos aceitunas y un huevo duro partido en la mitad (repetir esto para cada posillo).

El horneado… precalentamos el horno a 180°C con el grill encendido, espolvoreamos cada posillo con azucar de manera uniforme (para que caramelice la superficie) y horneamos hasta lograr el dorado deseado (también es gusto personal, pero generalmente con 20-25 minutos es mas que suficiente).

Emplatado y recomendaciones

  • El emplatado es bastante sencillo ya que viene listo del horno sin embargo recomiendo dejar reposar al menos 5 minutos antes de servir para que baje la temperatura y poder apreciar adecuadamente los sabores.
  • Si les gusta acompañar sus comidas con ensalada, este plato queda ideal con pebre o ensalada chilena.
  • Algunas personas adicional al huevo y la aceituna les gusta poner trozos de pollo cocido, en lo particular no me gusta mezclar la proteina que vuela con la proteína que camina o que nada…. pero es gusto personal.

 

Martini Seco

photo (5)

 

Preámbulo

Mis amigos me han solicitado que ademas de recetas publique tragos. Parto esta iniciativa con el clásico 007 revuelto no batido.

Ingredientes

  • 5 partes de gin
  • 1 parte de vermouth seco
  • 3 cubos de hielo
  • 2 azeitunas cevillanas sin carozo

Preparacion

Dejar helando la copa de martini al menos 30 minutos antes de servir en el congelador. En un recipiente integrar y revolver todos los ingredientes hasta que obtenga una textura oleosa y los hielos estén casi derretidos.